Divisa

A la salida de los toros, una conocida nos enseña una recoleta cajita verde, con el escudo de Pamplona, que le han regalado. Dentro, contiene la divisa de uno de los toros que se acaban de lidiar. La abre y nos enseña, con evidente espanto, el contenido. Una telita aferrada a una especie de pincho con, ay, los colores de la bandera española. ¡Pero qué barbaridad! Lo mira entre extrañada y asqueada, como si hubiera visto una cucaracha fucsia en la ensalada. No imagino una reacción similar a alguien que va a una competición de herri kirolak y se encuentra con los colores de la ikurriña en, no sé, el premio de consolación al harrijasotzaile de turno.

Comentarios

Entradas populares