En todas las cosas

Lo divino está en todas las cosas, incluso en un grano de arena. Esta cita la encontré en forma de frase de letras pegadas en una exposición de la Juan March. ¿El pegador de letras habría reparado en ella? ¿Le parecerían divinas esas letras o, al contrario, infernales por no llegar su pegamiento a las condiciones salariales mínimas para garantizar cierta dignidad que no entiende de subliminadas? Aún así, lo divino seguiría estando allí. En un grano de arena o en un bidón de plomo vacío en el potadero de Bleturge. O en esa sensación que sobreviene para cambiar de tema en una conversación. ¿Quién rige eso? 

Comentarios

Entradas populares