23A

A principios del siglo XX llegó la electricidad, los ingenios, los coches, la radio y el mundo moderno. Hubo quien creyó que ese progreso traería también la felicidad. Pero no fue así y llegó el desencanto. Llegaron también las guerras mundiales. A principios del siglo XXI, hubo quien pensó que las nuevas tecnologías también traerían para siempre esa felicidad escurridiza.

Comentarios

Entradas populares