Tarjetas de cumpleaños 3.0

Las invitaciones de cumpleaños han cambiado. ¿Qué no ha cambiado desde hace veinte años pa' cá? Quizá nuestro peinado, pero poco más. Quizá nuestra guitarra, pero poco más. La radio, vale, sigo usando un cachivache analógico más bien humildito. Pero ya digo, aquellas tarjetas de cumpleaños, que el compañero de clase te entregaba, otorgándote el privilegio de ser tu amigo (había toda una crueldad en ese proceder, con amigos que nunca eran invitados a las fiestas; en mi caso, la memoria selectiva se ha encargado de borrar cualquier tipo de trauma al respecto) han cambiado.

Tarjetas de 'Te invito a mi cumpleaños, el próximo miércoles 15 de abril, a las 19 horas, en Obispo Irurita 3'. Atracones de mediaslunas, ganchitos y refrescos mezclados. Películas de Bud Spencer y juegos de correr y/o esconderse. Luego la rondita del clásico padre con Renault 21 depositando casa por casa a los niños. ¿A qué imprecisa hora terminaba uno de esos cumpleaños? ¿A las diez?

Hoy, Beñat me ha enviado su invitación cumpleañera. No es una tarjetita con letra Edwardian, sino un mensaje en formato audiovisual, que incluye reflexión. Es la crisis, y también la crisis de los 30. Doble crisis. Doble oportunidad. Es tiempo de coderas, como dice ese mensaje beñatiano, coderas por los tomates del desgaste ofimático, y coderas porque cada vez somos más viejunos y, como a Cela, nos da igual lo que digan o piensen de nosotros. ¿Qué gastamos coderas? Sí, qué pasa. Ante las crisis, creatividad, quiá. Trespuntocero o de la que sea. Allí estaremos. A las nueve. Coderas.

Comentarios

  1. Benat se parece mucho a Elijah Wood de pequeño y tiene también elementos del cantante en la película de los Commitments.

    ResponderEliminar
  2. Arnold tiene razón. Beñat de parece a un montón de gente, y mira que es particular. Felicidades para él.

    ResponderEliminar
  3. Cómo mola el video!! Oye, y entonces ahora, todos los que leemos el blog estamos invitados? Bueno, saludos a Beñat y felicidades!!

    ResponderEliminar
  4. Ah, eso no sé, pero claro, no se trata de que los MILES de lectores de este blog eclipsen la fiesta. Las lectoras aún, pero lectores comunes y corrientes, no sé yo.

    Y, bueno, supongo que ahora no podremos ser menos, y que habrá que currarse el videete propio cuando toque, ajajaj. Voy a ir buscando ideas..

    ResponderEliminar
  5. Ups, antes de nada, disculpa, Beñat.
    Ahora voy a leer todas las entradas Naúgrafo, que me das una mezcla de envidia y desmayo que no te cuento.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario